domingo, 24 de enero de 2016

TEMPIE A EUGENIO: "CONTATE SU DI ME..."


LETTERA DI EUGENIO A TEMPIER

«Mio caro amico, leggete questa lettera ai piedi del crocifisso, disposto a non ascoltare che Dio e quanto Dio e le anime esigono da unn sacerdote come voi. Fate tacere la cupidigia, l’amore degli agi e delle comodità, considerate bene la situazione degli abitanti delle champagne, le loro condizioni religiose, […] considerate la povertà dei mezzi finora opposti al dilagare del male; chiedete al vostro cuore che cosa vorrebbe fare per porre un freno a tante rovine: poi rispondete alla mia lettera.

Ebbene, amico; senza entrare in più ampi particolari vi dico che siete necesario all’opera che Dio ci ha mossi a iniziare. Il capo della Chiesa è convinto che, […] solo le missioni possono ricondurre il popolo alla fede che ha prácticamente perduto; […]

La felicità ci aspetta in questa santa Società che avrà un cuor solo e un’anima sola […] Troverete quattro confratelli. Non siamo di più, perché si trata di scegliere uomini che vogliano e osino camminare sulle orme degli Apostoli. […] Vi conozco capace di abbracciare una norma di vita esemplare e di seguirla con perseveranza […]

Tutto depende dal cominciar bene: ci vuole unanimità d’intenti, una stessa buona volontà, un desinteresse medesimo, in una parola una comune abnegazione».


LETTERA DI TEMPIER A EUGENIO


Questa lettera non è firmata per una svista, per la precipitazione dell’entusiasmo, proprio dei suoi 27 anni. Così gli responde felice:

«Sia Benedetto il Signore per avervi ispirato di preparare ai poveri, abitanti delle champagne, a chi ha più bisogno d’istruzione religiosa una casa di missionari cha vadano a predicare le verità che salvano. Condivido appieno le vostre idee e, […] vi assicuro che, se l’avessi saputo prima, sarei stato io a pregarvi di accogliermi. […]

È vero che non posseggo il dono della parola indispensabile al missionario, ma “chi in un modo, chi in un altro”: ciò che nos potrò fare con le grandi prediche lo farò con la catechesi, con le istruzioni, […]

Per grazia di Dio sento in me questo Desiderio e se non lo sentissi desidererei inmensamente di averlo; e poi tutto mi diverrà più facile accanto a voi. CONTATE SU DI ME A OCCHI CHIUSI».

miércoles, 20 de enero de 2016

Lós SUPER MILLONARIOS al 2015... ¡ qué desigualdad MAYOR !

62 PERSONAS POSEEN TANTA RIQUEZA MÁS QUE LA MITAD DE LA POBLACIÓN DEL PLANETA

Para hacer algunos datos que nos pueden ayudar a comprender mejor esta noticia que OXFAM ha advertido hace dos días:

* ¿Qué cosa es un millardo?...

Es el conjunto formado por 1 000 000 000 de unidades; equivalente a mil millones.


* Son 62 personas, entre ellas:

33 de AMÉRICA, de los cuales el segundo más súper millonario es un mexicano, CARLOS SLIM, y otros dos son brasileños, y la mayoría de los EE.UU., y aquí hablamos de BILL GATES ques el primero de la lista de los 62 y algún canadiense.

17 de EUROPA

12 de ASIA, con un dato interesante, 3 son de la India.


* El 1% más rico del planeta "ya tiene tanto como el otro 99%".

* Los 62 súper millonarios tienen en suma total la cantidad de 1,760 millardos de dólares.

Aquí la lista de algunos:


 * Las personas más ricas del mundo son :
  • Bill Gates (EE.UU): US$79.200 millones. Origen de su fortuna: Microsoft
  • Carlos Slim (México): US$77.100 millones. Origen de su fortuna: telecomunicaciones
  • Warren Buffett (EE.UU.): US$72.700 millones. Origen de su fortuna: Berkshire Hathaway
  • Amancio Ortega (España): US$64.500 millones. Origen de su fortuna: Zara
  • Larry Ellison (EE.UU.): US$54.300 millones. Origen de su fortuna: Oracle
  • Charles Koch (EE.UU): US$42.900 millones. Origen de su fortuna: sectores varios
  • David Koch (EE.UU.): US$42.900 millones. Origen de su fortuna: sectores varios
  • Christy Walton (mujer EE.UU.): US$41.700 millones. Origen de su fortuna: Wal-Mart
  • Jim Walton (EE.UU.): US$40.600 millones. Origen de su fortuna: Wal-Mart
  • Liliane Bettencourt (Francia): US$40.100 millones. Origen de su fortuna: L’Oreal
Fuente: Revista Forbes-Marzo 2015

* El crecimiento de la desigualdad en el mundo ha aumentado en comparación a estos últimos años de una manera alarmante. El entramado mundial de paraísos fiscales permite que una minoría privilegiada oculte en ellos 7,6 billones de dólares (señala OXFAM).

* Hay una advertencia que es bueno tenerlo claro: que para formar parte del 10% más acaudalado del planeta es necesario poseer dinero en efectivo y activos valorados en US$68.800, mientras que para entrar en el 1% se necesita una riqueza de unos US$760.000.

ALGUNAS PREGUNTAS QUE NOS PODEMOS HACER:

* ¿Dónde se encuentran "los paraísos fiscales"?
* ¿La riqueza oculta de los millonarios alimenta la desigualdad?
* ¿En quién están pensando ellos cuando un país está en campaña electoral para presidente de la república? ¿quién es su "favorito" para gobernar el país o para "continuar" la política económica impuesta por este pequeño grupo?
* ¿Quiénes trabajan para ellos y cómo lo hacen... sobretodo en tiempos de campaña electoral?
* ¿Las políticas llevadas a cabo en los últimos cinco años y las consecuencias de la aplicación de estas, qué están provocando en nuestra sociedad concreta: en el obrero, en el informal, en el estudiante, en el niño, en el desempleado, en el corrupto, en los políticos tradicionales, en los outsider, etc, etc?

Y POR ÚLTIMO:

Si tomamos conciencia como estas políticas han provocado una enorme brecha social sin precedentes en estos 20 años...

¡¿ La democracia, los valores mismos de los pueblos... en fin... LA VIDA HUMANA como tal está en peligro, porque incluso, la vida "de unos pocos miserables" como dirían algunos políticos, no cuenta?

Si la desigualdad crea sociedades paralizadas, temerosas y mudas, incapaces de reaccionar por el miedo a perder lo poco que poseen... ENTONCES: ¿Tenemos que creer en discursos que nos tienen acostumbrados los políticos tradicionales o los "nuevos rostros" de la política tienen la varita mágica para hacernos creer que estamos creciendo cada año más? 

sábado, 16 de enero de 2016

"JÓVENES NAPURUNAS NO PIERDAN LO QUE LOS RUKUS LES HAN ENSEÑADO"


JUVENTUD INDÍGENA EN EL NAPO

 Por Roberto Carrasco, OMI
Al comenzar este 2016 he comenzado a recordar muchos momentos vividos en el Napo que me han despertado la curiosidad  de continuar profundizando y recordando aquellos contenidos aprendidos en medio de ellos, pero sobre todo de las enseñanzas y escritos de Achakaspi. Este viejo misionero ya no recorre la ribera con la misma fuerza de hace unos años, pero una vez me dijo: “No me gusta escribir, pero lo tengo que hacer porque es la única forma que tengo para expresar lo que siento y lo que he aprendido con los kichwas”. Desde ese día se ha quedado en mi esta misma inquietud, que a pesar de estar lejos de ellos, sigue latente y me sigue cuestionando cada vez que pienso en ellos.
La cultura napuruna tiene un gran desafío hoy: “NO DEBE MORIR EN EL CORAZÓN DE ESTA NUEVA GENERACIÓN DE NIÑOS Y JÓVENES ESTOS VALORES QUE LOS RUKUS HAN DEJADO”. Estoy convencido de los esfuerzos de las organizaciones y de los profesores, como de las autoridades indígenas por mantener los valores napurunas. Es verdad que estoy lejos de ellos, pero quiero a través de este blog compartir estas lecturas, charlas y conversaciones que he tenido con los misioneros y algunos jóvenes de la cuenca del Napo.

Quiero compartir esta primera parte de esta charla que lo recibí del P. José Miguel – Achakaspi – y se lo quiero compartir a los jóvenes de la ribera como un documento, como una herencia que nuestros misioneros nos han dejado. Temas tan válidos que pueden servir para la reflexión, el estudio, el diálogo, el compartir en familia, en las escuelas, en las lecciones de la Universidad para aquellos jóvenes napurunas que están haciendo estudios superiores.




La Juventud Indígena en la ribera del Napo


 1.- El pueblo indígena está viviendo unos años de gran trascendencia cultural e histórica de signo positivo, distinto de épocas pasadas.

Que les dejó sin autoridades, sin territorios y sin sabiduría; aunque la fuerza cultural y la resistencia social parecen diluirse

No han recuperado la autoestima de la propia identidad y pocos pelean por ella.

2.- Actualmente no parece haber confrontación cultural ni social con el “sistema”. Lo que viene es impredecible.

En el horizonte político indígena hay poco cielo azul y muchas nubes sin despejarse.

Se mantienen cobijados bajo la dependencia social, política y administrativa del Estado.

3.- Estamos a las puertas de grandes transformaciones culturales y sociales en el mundo. Lo indígena tiene una fuerza a la que no se puede dejar de lado.

Se han ocupado territorios inmensos que no los manejan, se han liberado de amos y patronos de hacienda, pero han llegado otros. Se han zafado de la tutela de las misiones para meterse entre miles de iglesias.

4.- Es un movimiento reciente, liderado por indígenas jóvenes que han movilizado a sus pueblos en torno a propuestas políticas, organizativas, estatales y de poder.

La joven revolución indígena no ha recuperado espacios propios de autonomía social ni territorial ni cultural. 

5.- El liderazgo es étnico no cultural. Lo económico sigue en manos del Estado. No tienen control administrativo del territorio conseguido. Está desvinculado de lo cultural.

No han inaugurado la sociedad del “Sumak Kawsana” – [BUEN VIVIR] – ni puesto la primera piedra de las “Circunscripciones Territoriales Indígenas de la Constitución (art. 60), la autogestión es poco efectiva. [Achakaspi habla de la Constitución ecuatoriana, que muy bien se asemeja a la peruana en estos términos].

Las organizaciones de Base caminan sin saber a dónde, de espaldas al pasado y a la cultura, huérfanos de territorio y sin líderes comunitarios que guíen el camino.

6.- Esta “primavera étnica” es una iniciativa joven, moderna y determinante,

Mantenida y liderada por jóvenes que han roto con la tradición y se orienta a tientas hacia un futuro joven (técnicos, universitarios, políticos, economistas…) formados como “mishsus” [término kichwa para hablar de los mestizos que vienen de otras culturas y portan lo que no es runa].

7.- La juventud nativa está escolarizada, participa en la vida civil, educativa, política y en puestos de poder del sistema.

La propia organización comunitaria, lo cultural, lo territorial y lo económico… quedan como asignatura pendiente. No hay lugar en el sistema y es notorio su vacío.

8.- Han surgido grandes líderes que han gestionado con el sistema los territorios ancestrales, el acceso a los recursos naturales y se orgullecen de su moderna identidad. Pero se emocionan con las hermosas promesas del Gran Hermano (Estado).

Su identidad, siendo tan antigua como la primavera de la vida cultural, es tan difuminada e inconsistente como un atardecer de la selva.

9.- Las comunas y federaciones aceptan la ley del Estado y promueven la conciencia nacional, no la cultural.

 Se alejan de la cultura económica del “Sumak Kawsana” indígena y languidece la belleza de los “valores ancestrales”. Confunden cultura con folklore. Eso es esquizofrénico. 

10.- El Cambio del “ayllu” ancestral, a la comuna jurídica occidental moderna ha llevado a los jóvenes al poder, por varias razones:

a. Son mayoría, tienen el poder demográfico.

b. Manejan la plata, tienen el poder económico.

c. Ocupan las dirigencias comunitarias y la representación ante el Estado, tienen el poder político. 

d. Coordinan las administraciones territoriales (comunidades, educación…), tienen el poder civil.

e. Tienen educación y saber, tienen el poder educativo.

11.- Los mayores, las formas de vida tradicionales… se mantienen camuflados a la defensiva.

Son la gran mayoría silenciosa y de espectadores.

La cultura nos dice que “el mayor” es quien busca y rescata “al menor” de los peligros en los que cae.



Al final de cuentas, después de leer con calma estos once puntos solo me queda una pregunta: ¿A dónde está dirigiendo su mirada un joven napuruna?
Me permito decirles a ellos y ellas :

"JÓVENES NAPURUNAS NO PIERDAN LO QUE LOS RUKUS HAN ENSEÑADO".

martes, 12 de enero de 2016

P. TEMPIER OMI..., ¡ NUESTRO SEGUNDO PADRE !


A LOS 200 AÑOS. P. Tempier: “Su primer compañero, su amigo infatigable,… PODEMOS CONSIDERARLO COMO NUESTRO SEGUNDO PADRE”.

 Por Roberto Carrasco, OMI

LOS INICIOS MARCARON UNA AMISTAD QUE NOS INSPIRA
Eran compañeros de Seminario. Se formaron en un contexto difícil. Después de la Revolución Francesa se da la Constitución Civil del Clero y en medio de esta realidad, la Iglesia necesitaba de sacerdotes que respondan al desafío de enfrentar todo aquello que afectaba las costumbres y la manera de vivir la fe de los franceses. A pesar de todo lo acontecido, la fidelidad de algunos sacerdotes sostenía una Iglesia vulnerable, una Iglesia perseguida. Una vez que se restableció la paz religiosa, ambos, en medio de sus propios procesos vocacionales decidieron responder al llamado de Dios. Cada uno a su estilo respondió a la voz de Dios. Fueron ordenados sacerdotes. Probablemente no pensaban que la amistad los uniría en una misma casa, en una misma misión, en un mismo sueño: predicar a las gentes y empeñarse a ser santos.

 Ambos compartían el mismo espíritu: el amor de Dios, el bien de la Iglesia y la necesidad de instruir a la gente y llevarlos a la conversión. Este fue el espíritu que los unió cuando comenzaron a vivir juntos la experiencia del 25 de enero de 1816: Carlos José Eugenio de Mazenod y Francisco de Paula Enrique Tempier.

 Ya en el corazón de Eugenio de Mazenod ardía un fuego. Era, sin duda, muy fuerte este momento para él. Había experimentado el amor a Jesucristo y a la Iglesia. Esta experiencia la quería compartir con otros. Buscaba alguien entre el clero joven que compartiera su preocupación por la Iglesia y que fuera un amigo según su corazón. Escribe el 12 de setiembre de 1814 a Carlos Forbin-Janson, diciéndole: “En medio de todo este ajetreo, estoy solo. Tú eres mi único amigo -en toda la fuerza del término- porque de esos amigos buenos y virtuosos, pero a los que faltan tantas otras cosas, no ando escaso. Pero ¿para qué sirven? ¿Son capaces de suavizar una pena? ¿Se puede conversar con ellos del bien mismo que se quisiera hacer? ¡Para qué! No se sacarían más que elogios o desaliento”. El futuro Fundador indica aquí claramente lo que buscaba: un confidente, un colaborador animado por este mismo celo.

Es así como aparece la figura de aquel que lo acompañará en esta empresa. Después de las primeras efusiones de la más santa amistad, que fue la más cálida jamás vista. Una amistad que iba a durar cincuenta años sin ningún tipo de distorsión. Como no recordar que entre cartas y escritos, compartían la responsabilidad de animarse y perseverar, de orar por el otro, de escucharse, incluso, hasta de soportar si es preciso los momentos difíciles que les tocó vivir. Según Eugenio de Mazenod, fue Dios el que inició la obra poniendo también las mismas disposiciones en los corazones de los otros misioneros. Fue Dios el que escogió a Enrique Tempier.



La primera carta que Eugenio escribió a Tempier resume claramente ese profundo deseo: encontrar un amigo, un hermano, un compañero que camine a su lado. Por tanto Tempier era necesario para la obra de Dios, y por tanto debía escuchar solamente a Dios y confiar en la Providencia. Esta carta la recordamos así:

“Mi querido amigo: Lea esta carta ante su crucifijo, dispuesto a escuchar solamente a Dios y a cuanto su gloria y la salvación de las almas exijan de un sacerdote como usted. Imponga silencio a la codicia, al amor a los gustos y comodidades, tenga en cuenta la situación de los habitantes del campo, el estado de la religión entre ellos, la apostasía que cada vez se propaga más y causa estragos horrendos... consulte con su corazón lo que deberá hacer para remediar esos desastres y, luego conteste a mi carta.

Pues bien, amigo, le digo sin entrar en mayores detalles que usted es necesario para la empresa que el Señor NOS HA INSPIRADO... HEMOS PUESTO los cimientos de una obra que proporcionará asiduamente fervorosos misioneros a las zonas rurales.

La felicidad NOS ESPERA en esta santa asociación que no tendrá más que un solo corazón y un alma sola,... no le digo más de momento... Si, como espero, quiere ser de los nuestros,... es que queremos escoger hombres de buena voluntad y valentía para seguir las huellas de los apóstoles. Es importante poner cimientos sólidos; es necesario establecer e introducir la máxima regularidad en la casa en cuanto nos hayamos metido en ella. Y precisamente para eso es Ud. necesario, porque sé que es capaz de abrazar una regla de vida ejemplar y de perseverar en ella...”

 Que formidable es recordar en el contexto de los 200 años de la Congregación las propias palabras de Eugenio de Mazenod dirigidas a Enrique Tempier: “EL SEÑOR NOS HA INSPIRADO…, HEMOS PUESTO LOS CIMIENTOS DE UNA OBRA…, LA FELICIDAD NOS ESPERA EN ESTA SANTA ASOCIACIÓN…”

 Con el entusiasmo propio de un hombre que quiere seguir las huellas de Jesucristo, Enrique Tempier respondió a Eugenio, aunque no firmó la carta:

“¡Bendito sea Dios que le ha inspirado el proyecto de preparar para los pobres, para los habitantes de nuestros campos, para aquellos que más necesidad tienen de ser instruidos en religión, una casa de misioneros que irán a anunciar las verdades de la salvación! Comparto plenamente sus ideas, mi querido compañero, y, lejos de esperar nuevos requerimientos para ingresar en esa santa obra tan conforme a mis deseos, le confieso que de haber conocido antes su proyecto me hubiese adelantado a rogarle que me recibiera en su asociación. Tengo que agradecerle, por tanto, que me haya juzgado digno de trabajar para la gloria de Dios y la salvación de las almas...”.

Tempier le manifiesta su afecto y dedicación a Eugenio, le escribe: “Señor y querido socio,... Santo amigo y verdadero hermano no sé cómo agradecerle cuanto ha hecho por mi salvación. Ud. es de verdad el amigo más querido de mi corazón”.  Al leer Eugenio la respuesta, está convencido de haber encontrado al colaborador que buscaba. La respuesta de Tempier muestra una perfecta armonía con el ideal y el espíritu que Eugenio le ha propuesto. En una carta dirigida a Tempier el Fundador le señala: “Me hacía presentir mi corazón, queridísimo amigo y buen hermano, que ud. sería el hombre que Dios me reservaba para ser mi consuelo”. Con esto queda sellado de ahora en adelante la relación íntima de amigo que comenzó a tener con Eugenio de Mazenod.  Y fiel a su promesa decidió partir para Aix. Escribió Tempier después: “Por la gracia de Dios, yo siento en mí ese deseo”. Solo el amor fraterno que lo unía al Fundador hizo posible ese distintivo oblato que lo heredamos del Fundador: “Entre ustedes la caridad, la caridad, la caridad y fuera la salvación de las almas”.

DAMOS UN SALTO A LOS ÚLTIMOS AÑOS... Y COMPROBAMOS QUE ERAN EL UNO PARA EL OTRO
Después de varios años de trajines y experiencias misioneras que ambos compartían cuando leían las cartas de los oblatos que estaban viviendo la aventura misionera en el mundo, sucedió un acontecimiento que marcará y lo desanimará de ahora en adelante. El 21 de mayo de 1861, el día de la Muerte del Fundador, Enrique Tempier escribe a todos los miembros de la Congregación y les dice:

 “Monseñor, nuestro muy amado Padre, acaba de dejarnos. Dios le ha llamado para coronarlo en el cielo. Con el corazón roto por el dolor más profundo, no podemos decirles más en este momento.  Monseñor Carlos José Eugenio de Mazenod,... ha muerto,... se ha apagado dulcemente, rodeado de sus hijos, acompañado ante Dios de las oraciones y las lágrimas de ellos, fortalecido con todos los auxilios religiosos que su piedad solicitaba”.

Al día siguiente, el 22 de mayo, dolido por tal acontecimiento –y con esa humildad que lo caracterizó todos estos años- Tempier decide renunciar a ser elegido vicario capitular, pues acaba de perder “lo que más tenía en este mundo” y se siente como aplastado como un hombre a quien todo le falta en esta tierra de miserias. A la muerte de su amigo se “sintió como aplastado, como un hombre a quien le falta todo en esta tierra miserable”. El dolor fue muy grande.

Después de la Muerte de Eugenio, las tristezas y preocupaciones no culminaron. Aparece un personaje que intentará realizar algo terrible que podría haber ocasionado grandes consecuencias en la vida de Tempier al frente de la Congregación. El 5 de setiembre de ese mismo año, Mons. Cruice, nuevo obispo en Marsella, retira a los Oblatos de la administración del Santuario de Ntra. Sra. de la Guardia. Y anuncia que Mons. de Mazenod legó a los oblatos bienes de la diócesis, intentando así recuperar esto y para lograr sus fines amenazaba con disolver la Congregación en Francia y exigir que Roma le retirase la aprobación pontificia.

            ¿Qué pasó por la cabeza del P. Tempier?, no sabemos, y ¿en octubre de 1861?, ¿fue por eso que el P. Tempier para prevenir ese asunto hizo un viaje misterioso a Roma? Dios sabe realmente qué sucedió.

 Luego, como un gran gesto de humildad y de servicio el José Fabre, superior general elegido, dijo a Tempier:

          “Usted era llamado a remplazar a un Padre tiernamente amado;... antes, nuestro venerado Fundador lo era todo y bastaba para todo... Lloraremos siempre, sin duda, a nuestro primer Padre y usted lo llorará con nosotros: Permítanos, no obstante, que le digamos: aquel Padre no se ha ido del todo, LE HA DEJADO A USTED SU ESPÍRITU Y SU CORAZÓN”. Dentro de poco, Enrique Tempier será el primer oblato que celebre sus 50 años de sacerdocio. Así lo afirmó José Fabre refiriéndose a Tempier: “Un sacerdote irreprochable”.

Esta afirmación nos hace pensar y creer que en la Congregación, como lo afirmó el 25 de octubre de 1866, Mons. Jeancard, cuando escribe al P. Fabre diciéndole: “Abrace tiernamente de mi parte a nuestro querido P. Tempier... en lo que atañe a la historia de la Congregación, DEBE figurar al lado del Fundador”.

En 1873 durante el capítulo general se celebró otro servicio solemne, como recuerdo filial del “primer compañero de nuestro Fundador, su amigo infatigable, QUE PUEDE CONSIDERARSE COMO NUESTRO SEGUNDO PADRE”.

El P. José Fabre, OMI, en una Nota Necrológica decía del P. Tempier. “Sólo Dios conoce lo que el Enrique Tempier ha realizado en la dirección del seminario mayor, en la confesión de los sacerdotes que le habían brindado su confianza, y en el cuidado que prodigó a las comunidades religiosas... En los consejos de los obispos, en la solución de los asuntos, siempre se ha reconocido su visión práctica, justa, moderada. No cabía equívoco sobre la sinceridad y la pureza de sus intenciones. Inflexible en cuanto al deber, era siempre conciliador en cuanto a las circunstancias. Y cuando se veía obligado a actuar con rigor, se reconocía, por encima de su autoridad, la  autoridad  de  la  conciencia  a la que obedecía ... Nuestro  Fundador  y  el  P. Tempier  han  seguido  la  misma  conducta..., siempre el P. Tempier ha conservado la calma del hombre perfecto, la intrepidez de la conciencia cristiana y la abnegación heroica que el sacerdote según el corazón de Dios saca de las luces de la fe y de las inspiraciones de la piedad. No temió exponerse a las injusticias de la opinión ni desafiar las pasiones populares”.

Este 25 de enero del 2016, en el comienzo de nuestro año jubilar por los 200 años de fundación, como gratitud a Dios y a María Inmaculada podemos expresar nuestra gratitud tanto por San Eugenio de Mazenod como por Enrique Tempier. Esta amistad entre ha hecho de la Congregación de Misioneros Oblatos de María Inmaculada una obra de Dios para la Iglesia, pero sobre todo para los más pobres. Justas y profundas son las palabras de Eugenio al referirse a su amigo de toda la vida:

“[Eres] mi primer compañero, desde el primer día de nuestra unión, captaste el espíritu que debía animarnos y que debíamos comunicar a los demás”.

lunes, 4 de enero de 2016

"TENEMOS UNA DEUDA HISTORICA CON ELLOS".

¿¿¿LA AGENDA INDÍGENA ESTÁ EN EL DEBATE ELECTORAL???
Por Eduardo Vega  Luna (*)

En el 2015 los derechos de los pueblos indígenas han estado presentes en la agenda pública, aunque con varias dificultades. Luego de que el Estado negase inicialmente la existencia de pueblos indígenas en la zona andina, se dio inicio a los procesos de consulta previa en proyectos mineros ubicados en esta zona. Asimismo, tras varios momentos de tensión y conflicto se alcanzaron diversos acuerdos en el complejo proceso de diálogo del Lote 192, los que están en proceso de implementación. También se aprobó el Área de Conservación Regional Maijuna–Kichwa, el Reglamento de la Ley Forestal y el Parque Nacional Sierra del Divisor. Debo destacar la emisión de normas para facilitar el acceso de las comunidades nativas a los programas sociales y el fortalecimiento de la Plataforma Itinerante de Acción Social (PIAS) para llevar servicios básicos y atención médica por los ríos más alejados de nuestra selva.
También ha sido un año en que los y las estudiantes indígenas empezaron a mejorar su comprensión lectora, gracias a la implementación de la Política de Educación Intercultural Bilingüe. Del mismo modo, la publicación de la Base de Datos del Ministerio de Cultura y el trabajo preparatorio para que la población indígena cuente con un mecanismo de autoidentificación en el censo del 2017, forman parte de las medidas que contribuirán a que el Estado cuente con información oficial para un mejor análisis sociodemográfico y una distribución equitativa de los recursos públicos a favor de dichos pueblos.
Los temas señalados muestran un camino complejo, pero auspicioso, para continuar fortaleciendo los derechos de los pueblos indígenas. Es innegable que tenemos una deuda histórica con ellos en temas como el reconocimiento y titulación de sus tierras, la prestación de servicios de salud de calidad, el acceso a la justicia, el respeto de sus derechos sobre los recursos naturales, la protección de los pueblos en aislamiento y la participación de las mujeres indígenas en condiciones de equidad, entre otros.
Hay que decirlo con claridad: algunas decisiones estatales inadecuadas y los reducidos recursos presupuestales para atender a los pueblos indígenas los mantienen aún en una situación de pobreza y exclusión. «Siento un vacío. Sentimos (…) un vacío de las instituciones del gobierno del lado peruano», decía Edwin Chota, dirigente de la comunidad de Alto Tamaya Saweto, quien fue cobardemente asesinado por defender su tierra. A pesar de sus múltiples denuncias y visitas a las entidades del Estado, él no encontró una atención efectiva para lograr la titulación de su comunidad, la que llegó recién un año después de su muerte. Pero no basta con la titulación. Se requiere el apoyo concreto para enfrentar a las mafias de tala ilegal de nuestros bosques, situación que afecta constantemente a los pueblos indígenas.
Finalmente, debo saludar la creación del Grupo de Trabajo de Políticas Indígenas del Ministerio de Cultura, instancia que durante su primer año de funcionamiento ha servido de bisagra entre autoridades del Estado y los representantes indígenas para facilitar la participación indígena en las decisiones estatales y —sobre la base del diálogo y la búsqueda de consensos— construir una agenda común.
No me cabe la menor duda de que el entendimiento que genera el diálogo —aún en situaciones complejas y difíciles— labrará un nuevo país para los ciudadanos y ciudadanas indígenas. Es necesario sumar esfuerzos para que en las próximas elecciones las propuestas de estos pueblos formen parte del debate electoral. Corresponde a nuestras próximas autoridades nacionales incorporar en la toma de decisiones esta importante agenda indígena pendiente. Empecemos, por ejemplo, con un plan serio que permita en los próximos cinco años lograr la titulación de todas las tierras de las comunidades campesinas y nativas. 
(*) Defensor del Pueblo (e)


P.D. RECORDEMOS QUE LAS FEDERACIONES DE LA CUENCA DEL RÍO NAPO HAN JUGADO UN PAPEL MUY IMPORTANTE EN ESTOS AÑOS.

TANTO FECONAMNCUA COMO ORKIWAN HAN LOGRADO UN TRABAJO CONJUNTO PARA LA ELABORACIÓN DE UNA AGENDA INDÍGENA EN EL NAPO.

Resumen curso: Comunicación Internacional

Por Roberto Carrasco, OMI Una loca experiencia más en mi vida... Con este examen final termino este proceso... GRACIAS F...